Menu
22/03/2019
A+ A A-

A Failure of Capitalism

BookFailureCapitalismBookFailureCapitalism

Title: A Failure of Capitalism
Author: Richard A. Posner

Publisher: Harvard University Press 2009. 346 pp. 978-0-674-03514-0

  • Click on the "Free 2-day shipping" icon on right for a reduced price offer, if you wish to purchase this book

Richard Posner es un juez de Chicago, quien fue nombrado por Ronald Reagan y comparte una página web con Gary Becker, profesor de la Universidad de Chicago y Nobel de Economía, donde, desde una perspectiva conservadora, analizan temas económicos principalmente de EE.UU.

En el reciente y muy interesante libro "A Failure of Capitalism" Posner analiza y trata de obtener lecciones de la crisis económica y financiera del 2008-2009.  Atribuye sus principales causas a la política monetaria expansionista de la Reserva Federal (RF), particularmente en los años 2000´s, y a la desregulación financiera (junto con la falta de coordinación de la regulación restante) comenzada en los 1980´s.  En el primer tema difiere del reciente análisis de Bernancke y en el segundo básicamente coincide con él.  El análisis de Bernancke fue presentado anteriormente en Democracia Participativa (El controversial análisis de Bernanke... )

Como Posner señala en la introducción el libro presenta un análisis simple de temas complejos sin ser simplista, realmente al alcance del público en general.  Posner hace un fuerte caso de por qué la expansión monetaria, acentuada por la entrada de flujos financieros del exterior, se reflejó en la burbuja del mercado de viviendas, en las prácticas más agresivas y riesgosas de los bancos comerciales y otras instituciones financieras, así como en la muy baja tasa de ahorro nacional de EE.UU. que determinaron la falla de mercado en el área financiera.  Además, considera que hubo una falla del gobierno por las políticas monetarias y desregulatorias de las que culpa específicamente a Greenspan, Bernancke, Rubin, Summers, Paulson y Cox (p. 259).

Asimismo, dedica el capítulo 8 a enjuiciar duramente a la profesión de los economistas y economistas financieros que consideraron superadas las depresiones y que no tenían el instrumental analítico para darse cuenta y hacerle frente a un episodio de esta naturaleza basados en la errónea hipótesis que los mercados financieros son perfectos y se auto-corregirían.  Cita varias opiniones y apreciaciones erradas de varios connotados economistas conservadores Robert Lucas, John Cochrane, Alan Metzler y John Taylor cercanas a los hechos que desataron la crisis.  En mi opinión sus juicios en este capítulo son muy similares y en algunos casos mucho más cáusticos que los de Paul Krugman en su conocido y controversial artículo del 2009, publicado posterior al libro analizado, y que fue comentado anteriormente en Democracia Participativa (Paul Krugman explica por qué...).

Posner trata en detalle cómo la RF trató varias recesiones desde 1999 con una política monetaria expansionista lo que estableció las condiciones para conductas crecientemente riesgosas por las instituciones financieras, o sea en cierto modo institucionalizaron el riesgo moral.

Un asunto interesante es que Posner denomina a la crisis económica-financiera del 2008-2009 como una depresión cuando para los economistas en general no lo es así, cuando más ha sido la Gran Recesión, ya que la caída del PIB ha sido inferior al 10%.  Sin embargo, Posner considera que los efectos y secuelas de la crisis financiera a mediano y largo plazo serán mayores que los de una recesión convencional en la que los ajustes y correcciones espontáneos de las fuerzas del mercado y la política monetaria tradicional serán insuficientes para superarla.

Las propuestas de Posner para superar la crisis no son desarrolladas apropiadamente.  En el ámbito de la regulaciones considera que si bien hay que replantear toda la estructura regulatoria en EE.UU., éste no es le momento de hacerlo, así que propone la reintroducción de algunas medidas que se eliminaron o se relajaron en los últimos años, principalmente el aumento de las reservas.  También considera que el Estado debe desempeñar un rol en la superación de la crisis, pero no lo detalla.

El libro presenta la tesis, realmente ingenua, que la crisis no fue un error de los banqueros sino del sistema que se estableció y determinó incentivos inapropiados.  Según Posner los banqueros se limitaron a seguir conductas de maximización de ganancias dentro de las reglas existentes.  En ese sentido considera que hay que culpar al capitalismo y no a los capitalistas.  No obstante, Posner ignora completamente las fortunas que el sector financiero ha gastado para establecer las reglas de juego existentes y como emplea múltiples abogados y contables para incumplir las regulaciones vigentes.  Esta omisión de Posner es especialmente preocupante ahora que la Corte Suprema de EE.UU. ha decidido que las corporaciones y las asociaciones que las representan como el American Banking Association no tienen limitaciones para los recursos que pueden utilizar en cabildeo. ¿Cuál sería la solución en el futuro si la responsabilidad es sólo del sistema y los grandes intereses determinan el sistema?